My lovely love

Qué hacer en Halloween para cumplir todas las expectativas.

Hace unos años que la cultura del Halloween en Estados Unidos cruzó el charco y se instaló también en España, cada vez es más habitual ver calabazas, telarañas y calaveras mexicanas a modo de decoración por estas fechas y encontrarte por la noche una horda de zombies (también puedes encontrarlos a primera hora de la mañana, pero eso ya es otra historia), gatitas sexys, zombies sexys, enfermeras malvadas sexys y un sexy etc.

Para empezar el día de Halloween con buen pie lo primero que necesitas al despertar son 487 mensajes de whatsapp en tu móvil. Sí, como lo oyes, no será un buen Halloween si no comienzas el día con un montón de mensajes del estilo ¿habéis comprado ya las cosas?, ¿al final todos de negro?, ¿habéis comprado el vodka en el Mercadona? y demás preguntas derivadas de un exhaustivo trabajo previo que se traducirá en un disfraz medianamente original.

Después de eso seguramente tendrás que ir a trabajar o a clase, como la mayor parte de la población de este planeta (celebre Halloween o no) pero como esas cosas tan mundanas no interesan vamos a trasladarnos a un hipotético mundo en el que puedes pasarte toda la mañana haciendo lo que quieras. En ese caso necesitarás un buen libro propio de Halloween para crear ambiente. Frankenstein de Mery Shelley, Drácula de Bram Stocker, los cuentos de Edgar Allan Poe…todas son opciones fantásticas para la noche donde las brujas, los muertos y los vampiros se pasean entre los humanos pero hoy quiero romper una lanza a favor de un clásico de la literatura que ha ido perdiendo interés en estas fechas: Otra vuelta de tuerca de Henry James.

otra-vuelta-de-tuerca.-uvebooks.-interior-2

Otra vuelta de tuerca es un clásico del terror entre los clásicos, se publicó por entregas en el Colliers Weekly Magazine entre enero y abril de 1898 y ha conseguido desde entonces mantener a todos los lectores en vilo gracias a la forma en la que Henry James maneja la tensión y el suspense hasta el final de la narración. En Otra vuelta de tuerca conoceremos la historia de una primeriza y joven institutriz que acepta hacerse cargo de dos niños muy peculiares en una mansión situada en la campiña inglesa. La relación con sus pupilos estará marcada desde un primer momento por el vínculo de los niños con la anterior institutriz y uno de los criados, ambos muertos en extrañas circunstancias. La forma que tiene Henery James de jugar con las interpretaciones del lector convierten este libro no solo en una opción inmejorable para la época de Halloween sino en uno de los clásicos mejor construidos que he leído. Uve Books ha editado este clásico en una preciosa edición rústica ilustrada de la mano de Sandra Márquez perfecto si quieres conseguir una edición de coleccionista de esta novela.

No podemos olvidarnos de los grandes clásicos y las películas de Halloween que nos regalaron los 90. El retorno de las brujas es un clásico indispensable que veo cada Halloween desde que tengo uso de razón, y es que la historia de cómo las Hermanas Sanderson vuelven a la vida en Salem después de 300 años muertas para sorber el alma de los niños y conseguir la juventud eterna es un clásico desternillante que agrada a los públicos de todas las edades. ¡Hasta hay un gatito, una historia de amor adolescente, un número musical y un zombie! ¿Qué más se puede pedir? Ay Max, la que liaste encendiendo la vela de la llama negra…

Si habéis crecido con el Disney Channel de principios de los 2000 os acordaréis de las películas de Halloweentown…Marnie es una niña que está cansada de la sobreprotección de su madre Gwen, quien se niega a dejarla salir en Halloween como a los demás adolescentes. Marnie vive además con su hermano Dylan y su hermana pequeña Sophie. Lo que Marnie no sabe es que la familia de su madre viene de una mágica ciudad llamada Halloweentown. Cuando la abuela Aggy (una grandiosa Debby Reinolds) entre en escena la única noche que puede abandonar Halloweentown para entrar en el mundo de los mortales todo se complicará, en Halloweentown están pasando cosas extrañas que no puede arreglar sola y además, Marnie debe empezar a entrenarse como bruja antes del Halloween de su decimotercer cumpleaños o perderá sus poderes para siempre…porque aunque Marnie no lo sepa es bruja, igual que toda su familia.

halloweentown-then.jpg

Casper es el tercer título del triuvirato de Halloween en los 90. La historia de un pequeño fantasma hijo de un inventor que vive en una casa abandonada con sus tíos malvados (también fantasmas, por supuesto) es un clásico. Si a esto le sumamos una jovencísima Christina Ricci interpretando a la hija de Bill Pullman, un investigador de lo paranormal que se enfrentará por primera vez a fantasmas reales tienes el cooktail perfecto para crear un clásico de los 90. Esta película en concreto me encanta sea Halloween o no, solo cuando crecí me di cuenta de lo realmente triste que es la historia de Casper y de todo lo que le rodea y creo que es estupendo poder reinterpretar películas de tu infancia cuando creces.

Y lo demás es historia y un poco de Thriller de Michael Jackson.

¿Algún plan interesante para la noche de Halloween? ¡Contádmelo en los comentarios!

 

 

*Gracias a Uve Books por el envío del ejemplar

 

Anuncios
Reseñas

Detox anglosajón: leyendo a autores de habla no inglesa.

Es innegable que la gran mayoría de títulos que llegan a las librerías o bibliotecas y por lo tanto a nuestras casas están firmados por autores de habla inglesa. Norteamericanos, ingleses y más recientemente irlandeses, canadienses, escoceses o australianos protagonizan gran parte de nuestras lecturas y muchas veces olvidamos mirar más allá. Conocer autores de otras nacionalidades y culturas es una forma de asomarnos a otros lugares del mundo desde la perspectiva de un nativo, algo muy difícil de conseguir de por sí si nos limitamos a la perspectiva del turista o del que observa su cultura con los ojos de un extranjero.

Para acabar con Eddy Bellegueule es una novela autobiográfica escrita por el ahora Edouard Louis en la que nos cuenta su infancia en una zona rural del norte de Francia y cómo se enfrentaba a los abusos y desprecios de sus compañeros y de su familia por su aspecto y sobretodo por su condición sexual. Edouard (antes y cierto modo siempre Eddy) nos transmite en nada más que 192 páginas la angustia y la ansiedad que provoca ser incomprendido y nacer sin ninguna facilidad. Violencia constante y sistemática, desprecios, abusos de poder, incomprensión, indiferencia y un desenlace más o menos feliz que no es ni mucho menos el final de la historia de Edouard Louis convirtieron este libro en una de mis mejores lecturas del 2017. Es una historia hiriente, intensa y agobiante porque no podría ser de otra forma y aunque fue la novela más vendida en Francia en 2014 y permaneció en la lista de mejor vendidos de muchos países durante meses, creo que no es una lectura sencilla ni que por su brevedad debe tomarse a la ligera. «La verdad es que la rebelión contra mis padres, contra la pobreza, contra mi clase social, su racismo, su violencia, sus atavismos, fue algo secundario. Porque, antes de que me alzara contra el mundo de mi infancia, el mundo de mi infancia se había alzado contra mí. Para mi familia y los demás, me había convertido en una fuente de vergüenza, incluso de repulsión. No tuve otra opción que la huida. Este libro es un intento de comprenderla.» Édouard Louis.

El poeta que rugió a la luna y se convirtió en tigre es un compendio de relatos de uno de los grandes autores japoneses del siglo XX, Atsushi Nakajima. Sus relatos dejan entrever la pasión del autor por la mitología y la filosofía y nos presenta a unos personajes sacudidos por cuestiones existenciales, una forma estupenda de acercarse a la cultura oriental de la mano de un autor cuyos relatos se estudian incluso en los manuales de los institutos de enseñanza secundaria en Japón. Mi favorito fue sin duda Una historia funesta pero todos transmiten una sabiduría y una sobriedad que hacen que quieras releer todos los relatos (yo lo hice) para comprender al máximo todo lo que Nakajima intentaba decirnos. El autor murió a los 33 años, dejando una gran ausencia en el panorama literario japonés pero gracias a Hermida Editores podemos encontrar sus mejores relatos traducidos al español y acercarnos un poco más al mundo del autor. En El poeta que rugió a la luna y se convirtió en tigre nos asomamos al Japón de entreguerras y conoceremos los valores y las formas de pensar y vivir de diferentes épocas a través de los ojos de un autor menos conocido que otros de su época como Kawabata, Dazai o Akutagawa. El orgullo, la dignidad, la contención, el valor, el secretismo y la metáfora son los auténticos protagonistas de esta genial obra de Nakajima.

¿Qué opináis de que la mayoría de los autores más populares sean de habla inglesa? Contadme en los comentarios vuestra opinión.

*Aunque Hermida Editores me enviase El poeta que rugió a la luna y se convirtió en tigre, las opiniones vertidas sobre su contenido, edición y traducción me pertenecen solo a mí y no están condicionadas por nadie. Gracias a la editorial por el ejemplar ♥

 

 

Reseñas

La editorial Donbuk y los autores noveles.

El mundo editorial no es fácil, no hace falta estar en el sector o ser escritor para saber que es difícil que las editoriales accedan a publicar tus novelas y más si no te has hecho un nombre todavía. Seguramente cuando Paul Austen plantó su última novela 4 3 2 1, con nada más y nada menos que 960 páginas en la mesa de su editor o editora (en cuyo caso una persona muy afortunada) nadie puso en duda que sería un éxito porque en primer lugar Paul Auster es uno de los autores más reconocidos de este siglo en cuanto a literatura anglosajona y en segundo lugar porque una vez que has conseguido lo primero las ventas están aseguradas, pero eso es otra historia. Pero, ¿qué pasa con los autores nobeles? Ahí es donde entra la Editorial Donbuk, el lugar donde los autores independientes pueden publicar sus novelas con total transparencia y participando en todo el proyecto. Si una editorial pone sus esperanzas en los escritores nobeles y les da la oportunidad de salir a la luz, ¿por qué no iba a probar yo? y en esas estamos.

 

Confieso por escrito lo que no pude gritar de Ainhoa López es un poemario donde la autora nos abre su alma para conocer sus sentimientos, su furia, sus ganas y la historia de un corazón que ha creído morir para después resurgir de las cenizas del desamor. No soy muy dada a leer poesía (para ser sincera, nunca lo hago) pero la sinopsis de este poemario y que solo tuviese 73 páginas me hizo animarme a conocer a esta autora y no puedo decir que me arrepienta. No soy crítica literaria ni me paseo por las librerías con un monóculo (ojalá) juzgando el trabajo de los demás pero sí me gusta ser crítica con mis lecturas y aunque creo que esta lectura no hará que vaya corriendo a la sección de poesía de mi librería favorita sí considero que Ainhoa López es muy prometedora y que si este es su primer poemario publicado espero tener la oportunidad de leer los siguientes. Nadie podrá decir que sus poemas no están cargados de un sentimiento y una congoja impresionante y especialmente algunos como Canción a las estrellas que a no ser que tengas un corazón Grinch (tres tallas más pequeño de lo normal) te van a remover por dentro.

Para escribir cuando no estés de Javier Pavón Amo es un conjunto de relatos que me ha encantado. Las 130 páginas que componen esta antología están impregnados de una sinceridad increíble que a veces incluso puede resultar incómoda, quizá porque no estoy acostumbrada a leer una literatura tan desprovista de artificicios que busca exponer la realiadad sin trampa ni cartón. Me ha encantado la humanidad y la simplicidad con las que Javier nos presenta a los personajes: algunos marginados, solitarios lejos de su hogar o historias de amor y desamor con finales muy bizarros. Creo que octubre es ya un buen momento para decir firmemente que Para escribir cuando no estés se ha colado en las mejores lecturas del año como un elefante en una cacharrería. No es un libro perfecto, algunas cosas suceden de forma precipitada y hay un cierto desnivel de calidad entre los relatos pero una vez que lo empiezas es difícil parar de leer y me he sorprendido a mí misma pensando en alguno de los relatos después de terminarlos. 

No soy escritora ni pretendo serlo (aunque nunca se sabe) pero para todos los amantes de la lectura y las personas que sueñan con convertirse en escritor es un alivio saber que existen lugares como Donbuk, donde además de participar en el proceso de edición te tendrán en cuenta en el proceso de toma de decisiones, seguramente a Paul Auster le habría gustado cuando publicó su primera novela. Ya os contaré más de Ainhoa y Javier dentro de veinte años. 

¿Soléis leer relatos o poemarios? ¡Recomendadme alguno en los comentarios si creéis que me puede gustar!

⇒La editorial Donbuk me envió estos ejemplares pero las opiniones sobre ellos me pertenecen a mí y no están condicionadas por nadie. Gracias ♥

 

 

Reseñas

Últimas lecturas | Novela gráfica

El mundo de la novela gráfica me está conquistando cada vez más, nunca pensé que una cantidad más o menos pequeña de texto donde el poder recae sobre la ilustración podría llegar a impactarme tanto o más que una novela y mucho menos que alguna podría colarse entre mis mejores lecturas en lo que va de año. Gracias Lorena del pasado por dejar de ser tan purista con la literatura.

Crónicas birmanas es la segunda novela gráfica que leo del autor canadiense Guy Delisle. La primera fue PYONGYANG, podéis encontrar la reseña aquí. En Crónicas birmanas Guy Delisle nos cuenta su vida cotidiana en Birmania (actualmente República de la Unión de Myanmar, país no reconocido en la comunidad internacional) durante el año que vivió allí junto a su hijo y su mujer, que forma parte de Médicos sin fronteras y podremos disfrutar no sólo de la ironía que caracteriza el punto de vista occidental del autor sino que viviremos de cerca cómo se desarrolla la vida diaria en la dictadura birmana, las preocupaciones cotidianas de los habitantes de un país dominado y controlado por la censura y la labor de una organización como Médicos sin fronteras que intenta acercar la medicina y la sanidad a unos de los países con más seropositivos y drogadictos (en algunas ciudades se paga a los mineros con heroína) del mundo luchando contra un gobierno que apenas permite la entrada de labor humanitaria. Es como siempre un placer conocer lugares tan diferentes de la mano (literalmente) de Guy Delisle que lejos de formar parte del drama de las situaciones que vive es totalmente consciente de su papel de observador y actúa como tal no añadiendo dramatismo a la historia pero aportándonos un punto de vista crítico con pinceladas de los nativos de los países a los que viaja. No creo que me canse nunca de este autor.

20g315cj873nl41a3tr

Yo, gorda de Meritxell Bosch es un comic autobiográfico que explora el maltrato psicológico y la ansiedad que la autora sufrió durante su infancia y adolescencia y que desencadenó en una bulimia y una relación tóxica con su familia y su entorno. Desde pequeña Meritxell sufrió las críticas de sus padres por su peso y su falta de autoestima le condujo a un aislamiento que solo se redujo cuando comenzó a estudiar arte y conoció a su pareja, los dos motores que consiguieron ayudarla a superar su relación insana con la comida. No conocía a esta autora pero me parece que a través de su biografía abordamos el maltrato psicológico desde una procedencia que no suelo ver mucho: los padres. Los padres de Meritxell son lo peor y no le deseo a nadie que tenga unas relaciones y unos vínculos familiares como los que ella tuvo que sufrir: unos padres tóxicos, amargados, una madre que paga con su hija su complejo de inferioridad y un padre violento y maltratador conformaron el círculo vicioso en el que la autora vivió durante años. Es una historia dura contada de una forma muy cercana que debería leerse para comprender cómo afecta la imagen que los que deberían querernos y protegernos tienen de nosotros.

Píldoras azules de Frederik Peeters tiene como protagonistas al propio Frederik, a Cati y al hijo de Cati, estos dos últimos infectados por el VIH. A lo largo de Píldoras azules acompañaremos a estos tres personajes y conoceremos en cierta medida las dificultades, los estigmas, la culpabilidad y el mundo que rodea a las personas infectadas con el VIH y cómo una persona sana se enfrenta a una vida donde las personas que más quiere viven bajo una preocupación y unas necesidades muy diferentes al resto. Esta novela gráfica me gustó en líneas generales pero también hubo cosas que no terminaron de convencerme. En la sinopsis pone que está totalmente desprovista de autocompasión y eso es totalmente falso. La autocompasión se da en pequeñas dosis a través del personaje de Cati, que se siente culpable de que su hijo de cinco años viva condicionado por una enfermedad transmitida por su madre, eso es comprensible y no sería lógico esperar otra cosa pero lo que realmente me echó para atrás de esta novela es el personaje de Frederik y la relación que mantiene con la enfermedad de su pareja. Se pasa toda la historia lamentándose del estigma del VIH y de cómo la sociedad ha reducido a las personas infectadas a una simple enfermedad pero lo cierto es que él hace exactamente lo mismo y además es esa misma enfermedad la que condicionando su vida sexual le hace sentir “reafirmado en su masculinidad y en el rol adquirido” por la actitud que Cati tiene hacia el sexo. Que tiren esta historia y la rehagan sin Frederik porque da mucha pereza.

¿Cuál es vuestra novela gráfica favorita?

⇒Podéis encontrarme escribiendo para Epoch People Magazine y en Instagram y Goodreads

 

A ver cómo digo esto.

Libros ARGH que no recomiendo ni aunque me paguen.

A lo largo de mi vida por unos motivos o por otros me he encontrado con lecturas aburridas, tediosas o directamente insoportables y como es tan importante saber lo que te gusta como lo que no estas lecturas en el fondo me han ayudado a descubrir géneros, autores o líneas narrativas a las que quiero poner una orden de alejamiento.

Las lecturas obligatorias en el instituto nunca me dieron muy buen resultado pero hubo dos casos en especial que con 12 y 13 años se encumbraron a la lista de peores libros de mi vida y que a día de hoy siguen a la cabeza. El camino de Miguel Delibes nos cuenta la historia de Daniel el mochuelo, que la noche antes de trasladarse a la ciudad para cursar el bachillerato recuerda todos los momentos que ha pasado en su pueblo con sus amigos Roque y Germán y otras personalidades de ese pueblo castellano de la posguerra. He leído muchos libros en mi vida pero no puedo recordar que ninguno me resultase tan tedioso como ese y no se me ocurre una opción peor para proponer como lectura obligatoria a niños de doce años. Probablemente era demasiado joven para entender una novela costumbrista donde la importancia de la obra recae en los personajes y no en la trama pero el bloqueo mental que sufrí tras leer esa novela me ha impedido volver a darle una oportunidad a Miguel Delibes hasta ahora, casi diez años después. Comprendo que los clásicos son una parte importante de nuestra historia y nuestra literatura pero si esto llega a algún profesor algún día…no mandéis leer un libro de casi 300 páginas publicado en 1950 en plena edad Crepúsculo, POR FAVOR.

Sin noticias de Gurb de Eduardo Mendoza nos relata la búsqueda de un extraterrestre (Gurb) que ha desaparecido, tras adoptar la apariencia de Marta Sánchez en la ciudad de Barcelona. El narrador no es Gurb, sino otro alienígena que sale en pos de él tras convertirse en el conde-duque de Olivares, aunque va cambiando su apariencia a medida que avanza la trama, pasando a ser personajes como Miguel de Unamuno, Kiko Rivera, Isoroku Yamamoto, el duque de Kent o Alfonso V de León, y cuyo diario constituye la guía de la narración. El protagonista comienza la historia con unas ideas y objetivos que van cambiando a la vez que él cambia para adaptarse a la forma de vida del planeta.

Mirad, a mí entre los 11 y los 16 años me dabas un buen libro de fantasía, de ciencia ficción o de cualquier cosa por estilo que estuviese medianamente bien redactado y me tenías entretenida desde que lo empezaba hasta que lo terminaba pero a día de hoy sigo sin saber qué es Sin noticias de Gurb. No se si es una sátira que mi cerebro no lograba pillar, si es que el humor de Eduardo Mendoza es demasiado absurdo para mí o si el concepto de que cualquier ser del universo quisiese convertirse en Marta Sánchez voluntariamente me trastocó pero definitivamente recuerdo este libro con muchísimo rechazo y nada que he conocido de Eduardo Mendoza después de eso ha conseguido quitarme el regusto de no estar entendiendo nada. Next.

Avanzamos unos años en el tiempo y nos salimos de las lecturas obligatorias del instituto para hablar de cómo Memorias de Idhún III: Panteón de Laura Gallego García consiguió en nada menos que 942 páginas partir mi pobre corazón adolescente, patearlo y además por encima de todo eso sacarme unos cuantos bostezos. Memorias de Idhún lo tenía todo: un universo propio y totalmente original lleno de criaturas, especies y toda la clase de bichos extraños; personajes fuertes e independientes que aunque un poco demasiado maduros para su edad (de esto me di cuenta años después) era fácil que nos identificásemos con ellos y sobretodo muchísima acción. Pero de pronto llegó Panteón con su triángulo amoroso y ese desenlace tan horrible que a día de hoy todos seguimos odiando, una batalla final venida a menos en pos del dramatismo amoroso adolescente y toda la magia de Idhún se esfumo entre las páginas de relleno que debían finalizar la trilogía. Desde aquí un minuto de silencio a mis padres que me compraron este libro justo cuando se publicó y pagaron 26€ para que su hija se muriese del asco tirada en el sofá quejándose de este libro. 

La novela erótica no es un tipo de literatura con el que me sienta cómoda por muchos motivos (hablo de esto aquí) pero con Calendar Girl de Audrey Carlan sufrí una parálisis cerebral que me dejó asqueada mucho tiempo. Mia necesita dinero, mucho dinero. Para ser exactos un millón de dólares. Y además tiene poco tiempo. La vida de su padre está en juego y ella solo tiene un año para saldar sus deudas. Para ello deberá aceptar un encargo que nunca antes habría imaginado…. Durante todo un año Mia acompañará a lo largo de un mes a un hombre distinto y así conocerá el lujo, diferentes estilos de vida, viajará por muchas ciudades, vivirá experiencias sexuales increíbles… Y hasta puede que conozca al hombre de su vida. Eso es la sinopsis y aunque pueda parecer incluso interesante este libro (y me imagino que sus continuaciones que no pienso leer) están plagadas de misoginia, machismo, clichés y dobles raseros para juzgar a según qué personajes…qué harta estoy de estos libros de m****a

Mi última gran decepción fue toda una sorpresa para mí porque aunque luego descubrí que a mucha gente le había ocurrido lo mismo que a mí tenía muchas esperanzas puestas en Manual para mujeres de la limpieza de Lucia Berlin. Un conjunto de relatos que prometía emocionarnos y hacernos reír a través de mujeres fuertes, inteligentes y extraordinariamente reales. Es un libro lento, muchos de los relatos no aportan nada y se olvidan en cuanto los terminas, es muy pretencioso y se ve de lejos que intenta que cada frase sea una epifanía y se queda simplemente en un relato ambicioso venido a menos. Este libro tuvo su boom a mediados del año pasado pero no ha dejado de desinflarse y cosechar bostezos.

¿Cuáles son los libros que no recomendaríais ni aunque os pagasen?

⇒ Podéis encontrar mi primer artículo para EPOCH MAGAZINE hablando sobre libros feministas aquí

⇒ Encuéntrame en Goodreads como @holalou y en Instagram como @cafeloublog

 

 

 

 

My lovely love, Retos y dudas existenciales

Lee, comparte y recomienda mujeres en el #LeoAutorasOct

Si crees que esta iniciativa no es necesaria te invito a que vayas a una librería cualquiera y una vez allí mires a una estantería (puedes ponerte en plan interesante si quieres, es totalmente irrelevante para el experimento pero siempre queda bien) y te fijes en cuántos libros hay escritos por mujeres y cuántos escritos por hombres y si eso no es suficiente prueba a fijarte en cuántos libros escritos por mujeres se basan únicamente en su relación con hombres (amantes, amigos, novios, familiares…) y luego si eres menos dramático que yo te irás de allí un poquito más enfadado y yo seguiré con mi tic nervioso. Prosigamos.

cartel_pequec3b1o_tipo2

La iniciativa #LeoAutorasOct surgió en 2016 por un grupo de tuiteras al darse cuenta de la desigualdad que existía entre el número de lecturas escritas por hombres y mujeres y se propusieron leer solo escritoras durante el mes de octubre. Se sumaron cientos de personas, librerías, bibliotecas, editoriales y blogs. Además, coincidió con la instauración del Día de las Escritoras por parte de la Biblioteca Nacional de España, la Asociación Clásicas y Modernas y la Federación Española de Mujeres Directivas (toma ya) ¿Qué hace falta para unirse a #LeoAutorasOct? Pues en primer lugar conocer su maravillosa web donde encontrarás los tres sencillos pasos (leer, compartir y recomendar) para aprovechar al máximo este mes y conocer a nuevas autoras y nuevas propuestas a través del hashtah #LeoAutorasOct.

 

¿A qué mujeres voy a leer en octubre? Cuando estuve en Edimburgo hace unas semanas tuve la oportunidad de ir a la librería Waterstones y llevarme algunos libros muy interesantes a los que pretendo dar una oportunidad a lo largo del mes de octubre. In order to live (Escapar para vivir) de Yeonmi Park es un libro que tengo muchísimas ganas de empezar y es que a veces es bueno salirse de la narrativa y la novela para conocer un poco la vida de personas que han pasado por cosas tan inimaginables como Yeonmi Park, que nos cuenta cómo escapó con su madre de Corea del Norte a través de China cuando solo tenía 13 años. The Power de Naomi Alderman está siendo todo un fenómeno editorial y si encima te lo encuentras por 7 libras es imposible no llevárselo. ¿Qué mejor lectura para un mes dedicado a las mujeres que un libro en que el poder está literalmente en manos de las mujeres? El color púrpura de Alice Walker es otra de mis grandes lecturas pendientes (y sí mamá, también me veré la película) porque además de leer a mujeres intento cada vez más ampliar mi abanico de posibilidades para escuchar las historias de mujeres negras, asiáticas, LGTB+ y cualquiera cuya voz se haya visto todavía más silenciada.

disec3b1o-sin-tc3adtulo-5.png

 ⇒Dos de mis bloggeras favoritas participarán también en esta iniciativa así que no olvidéis pasaros por el blog de Isa y el de Magrat para conocer sus propuestas y si tenéis alguna recomdación tanto de blogs como de lecturas ¡dejádmela en los comentarios!

Reseñas

PYONGYANG, la novela gráfica de Guy Delisle con la que viajamos a Corea del Norte

Una de las mejores cosas que nos da la lectura es la habilidad de poder transportarnos a otros lugares y conocer sus costumbres, su modo de vida y la forma de relacionarse de los personajes en entornos totalmente diferentes a los nuestros en cuanto a culturas o épocas del pasado (o del futuro, quien sabe) pero aún así hay épocas, culturas o lugares de los que es prácticamente imposible conocer algo…y por eso me llamó tanto la atención PYONGYANG de Guy Delisle cuando lo descubrí en la feria del libro de mi ciudad de la mano de Komic Librería, la primera librería de Galicia especializada en comic y merchandising.

PYONGYANG es el mejor documental que se ha hecho sobre Corea del Norte, una visión realista de un país en el que la pesadilla de Orwell se ha convertido en realidad, pero todo ello tratado desde la rigurosidad del periodista, la perplejidad del occidental y la ironía del viajero curtido. Guy Delisle, flemático observador de las incoherencias de este régimen totalitario, nos conduce a un extraño universo en el que la realidad oficial desafía a la lógica, y dibuja, casi siempre con humor, las múltiples anécdotas que marcaron su estancia en una ciudad deshumanizada por una ideología paranoica.

Corea del Norte es el país más hermético del mundo, en el año 2017 y en un mundo totalmente globalizado y dependiente de las tecnologías este país asiático ha conseguido mantener a sus más de 25 millones de habitantes ajenos a cualquier tipo de estímulo externo que no venga masticado y regurgitado por la glotis del equipo de gobierno militar de Kim Jong-un (sí, ese gordito que quiere cargarse Estados Unidos a base de bombazos nucleares) y para eso no es suficiente mantener a los norcoreanos dentro de las fronteras del país sino también mantener a los extranjeros lejos de Corea del Norte. Guy Delisle tuvo la oportunidad de entrar en el país gracias a los dibujos animados. Sí, su trabajo como animador de dibujos para una famosa cadena francesa le dio la oportunidad de conocer de primera mano la forma en la que el país de las apariencias recibe a sus invitados. Y es totalmente alucinante.

A lo largo de 176 páginas con sencillas ilustraciones que no desmerecen en nada la calidad de la historia Guy Delisle nos hará vivir los tres meses de su estancia en Corea del Norte. Sin cafeterías, Internet, cadenas de televisión extranjeras o cualquier tipo de diversión salir del hotel en el que se alojaba (prácticamente desierto) resultaba difícil y conocer a cualquier norcoreano que no hubiese sido designado por el Gobierno para ayudarle y controlarle resultaba prácticamente imposible. Lo que más me ha chocado es el esfuerzo desmedido del régimen para dar una apariencia de normalidad a los extranjeros que visitan el país. Visitas obligadas a monumentos faraónicos regidos para homenajear al líder, tours por museos prácticamente vacíos que solo cuentan con imágenes históricas de los líderes…todo con el único objetivo de dar una apariencia de grandeza y majestuosidad a un país donde más de las tres cuartas partes de la población necesita ayuda humanitaria y el Gobierno reparte cartillas de racionamiento.

El clima de tensión se palpa a lo largo de toda la novela, desde la presencia de un ejemplar de 1984 de George Orwell pupulando por el estudio, las salidas espontáneas del propio Guy Delisle hasta el horror de los traductores cada vez que perdían de vista al autor canadiense. Sería muy fácil echar de menos la presencia de norcoreanos en la novela para conocer sus testimonios pero sería igual de iluso pensar que podrían darnos una opinión que no estuviese a la sombra del todopoderoso Kim Jong-un. La lectura de este libro ocurrió poco tiempo antes de que tuviese la oportunidad de conseguir In order to live (Escapar para vivir en su traducción al español) de la autora norcoreana Yeonmi Park, el testimonio de cómo consiguió escapar de Corea del Norte a través de China con apenas 13 años y si bien es cierto que este tipo de gobiernos totalitarios son de un acceso prácticamente imposible es totalmente impactante cuando podemos asomarnos a ellos y conocer la forma en que viven (o sobreviven) los habitantes del país más hermético del mundo.

¿Habéis leído algún libro del autor o acerca de algún régimen totalitario? ¡Dejadme vuestras recomendaciones en los comentarios!