Reseñas

PATRIA | Fernando Aramburu

Fernando Aramburu se ha coronado en la Feria del Libro de Madrid como el autor más buscado y el más vendido con su última novela Patria, ni siquiera los últimos éxitos a nivel internacional como El cuento de la criada o La vegetariana han conseguido arrebatar el primer puesto a este autor veterano que en su nueva novela nos relata la historia paralela de dos familias afectadas de distinta forma por el grupo terrorista ETA.

El día que ETA anuncia el cese de la lucha armada Bittori va al cementerio a contarle su marido el Txato , asesinado por la banda terrorista la noticia. Al mismo tiempo los miembros de la familia de Joxe Mari, miembro de la banda terrorista y preso de los peores temores de Bittori permanece encarcelado en la otra punta de España asimilan la noticia de forma dispar.

patria-de-fernando-aramburuPatria nos cuenta a lo largo de casi 650 páginas el conflicto de dos familias que se han visto afectadas de forma diferente por los atentados propiciados por la banda terrorista ETA. Por un lado la familia del Txato, empresario asesinado por la banda criminal que deja atrás a Bittori, una mujer tradicional que pierde la fe después del asesinato de su marido y dos hijos, Xabier y Nerea, que no han sabido afrontar la tragedia de la misma forma y por otro lado la familia de Miren y Joxian, padres de Joxe Mari, Arantxa y Gorka, marcados por la tragedia.

Patria es una historia sobre la necesidad de entender y superar de alguna forma los conflictos que nos atormentan y cuando Bittori decide aparecer y volver en la vivir en el pueblo y en la casa que compartía con su marido hasta que fue asesinado abre la puerta a un relato lleno de ira, incomprensión, tragedias y resignación que ha conseguido convertirse en el fenómeno literario más importante del año en España y la mejor lectura en lo que va de año para mí. En un principio no soy de las que se apresuran a leer los bestseller del momento, suelo dejar reposar la emoción y el boom porque las críticas de estos libros suelen ser más comedidas una vez pasado el éxtasis de los primeros meses de publicación y además las críticas exageradamente buenas de otros lectores suelen despertar en mí unas expectativas excesivamente altas que en raras ocasiones suelen cumplirse, como me ocurrió con Me llamo Lucy Barton (reseña aquí), todo eso sumado a que no suelo leer a autores nacionales (lo se, es un error por mi parte) me hizo esperar un tiempo antes de hacerme con Patria, pero lo cierto es que en mi visita a la Feria del Libro de Madrid, verlo encabezando la lista de los mejor vendidos y comprobar que parecía ser la única que no llevaba un ejemplar en las manos hizo que claudicase y terminé por comprarlo. Es difícil explicar lo que sentí durante la lectura de este libro que me sacó de una fuerte crisis lectora en la que todo lo que caía en mis manos acababa siendo abandonado a las pocas páginas o terminaba por resultarme aburrido o incluso desagradable y que un libro tan extenso, con tantos personajes y que trata un tema tan polémico y reciente como es la actividad terrorista del grupo ETA en España consiga eso da bastantes pistas sobre su calidad.

Patria tiene muchas cosas buenas, aunque está narrado de una forma extraña que mezcla al narrador en tercera persona con el diálogo interior de los personajes y que a veces puede resultar confuso por el número de personajes el lector termina por acostumbrarse y entender la lógica de este tipo de narración. Patria necesita ser contada en tercera persona para dar objetividad a la historia, porque si algo no hace Fernando Aramburu es comprometerse con ningún bando ya que como ha contado en recientes entrevistas él pudo acabar perteneciendo a la banda como cualquiera cuando era más joven pero la novela necesita también del diálogo interior de los personajes para dar intención a la obra y trasladarnos la ira, el resentimiento y la incomprensión de los personajes, cosa que por cierto hace de manera magistral.

fernando-aramburu-1474387563847

Los diferentes capítulos intercalan la historia de los personajes en el presente y el pasado, lo que han sido, lo que son ahora y cómo se convirtieron en los que ahora protagonizan nuestra historia. Pueden resultarnos más o menos comprensibles y comprometernos con sus historias en mayor o menor medida pero Aramburu ha creado a personajes reales que han sobrevivido a sus circunstancias y han gestionado sus emociones de la mejor forma que han podido, porque crecer se resume en eso.

Patria es también una historia que retrata a la sociedad vasca de la época y su relación con el Gobierno y las instituciones españolas. La presión social de vivir en un pueblo de marcada tendencia independentista, el qué dirán, los personajes hipócritas y la presión familiar por cumplir unos estándares se solidifican en las personalidades de Gorka y Joxe Mari con una complejidad tan bien construida que parece que hemos vivido su historia en primera persona.

Normalmente equilibro la balanza porque mi espíritu crítico es muy exquisito y suelo encontrar cosas que no terminan de convencerme fácilmente pero en este caso me quito el sombrero ante Fernando Aramburu y con toda la solemnidad de la que soy capaz le digo que escriba más cosas como estas, por fi por fi.

Anuncios