My lovely love, Series y películas

La La Land o cómo Hollywood me ha hecho recuperar la fe.

City of staaaaaars, are you shining just for meeeeee?

la-la-land

Han pasado ya unos días desde que fui a ver La La Land y he estado posponiendo este post a la espera de aclarar mis emociones respecto a la película (qué intensa soy). La La Land estuvo desde un primer momento rodeada de un trabajo de marketing muy eficaz, si como yo has crecido rodeada de musicales y eres capaz de disfrutarlos era difícil no caer en el fenómeno y no tener curiosidad por esa película que consiguió llevarse a casa las estatuillas de sus siete nominaciones a los Globos de Oro: mejor película comedia o musical, mejor actriz, mejor director, mejor guión, mejor actor, mejor banda sonora y mejor canción original; además de conseguir catorce nominaciones a los Oscar, igualando la marca de Titanic y Eva al desnudo.

lalaland-2

Llevo bastante tiempo quejándome de la falta de originalidad de Hollywood, parece que llegados al año 2017 los guionistas se han quedado sin ideas y lo único que cabe esperar son remakes, precuelas, secuelas…no pienso ni hablar de la sodomización que están sufriendo sagas como Alien o Resident Evil o de los “nuevos proyectos” que trae Disney bajo el brazo como esa nueva versión de Mary Poppins sin las canciones originales que simplemente pretenden aprovechar el tirón de la nostalgia del público que crecimos con esas películas. Y yo que pensaba que España era el país que más chupaba del bote.  Con este panorama La La Land se me presentó como un soplo de aire fresco, ¿un musical actual sin Disney de por medio?¿un homenaje al Hollywood de los años 50? Firmé sin pensármelo dos veces.

La La Land (2016) Sebastian (Ryan Gosling) and Mia (Emma Stone)

 Mia (Emma Stone) es otra de las muchas aspirantes a actriz que esperan que se presente su gran oportunidad en la bulliciosa ciudad de Los Ángeles pero de momento sigue presentándose a cientos de castings mientras trabaja de camarera. Sebastian (Ryan Gosling) es un pianista que trabaja de forma intermitente mientras espera cumplir su sueño de abrir un club de jazz para rendir tributo a los más grandes y demostrarle a la gente que el jazz solo morirá cuando la gente le deje morir. Cuando los destinos de Mia y Sebastian se encuentren conocerán el amor pero también se pondrán en jaque las aspiraciones de ambos, intentando encontrar el equilibrio entre el amor y sus dos pasiones.

maxresdefault

Como prometía, La La Land fue capaz de crear una atmósfera totalmente actual (tienen hasta iPhone 6, amigos) con las pinceladas justas de años 50 para no parecer una parodia de Cantando bajo la lluvia. Eso me fascinó, no las tenía todas conmigo con que fuesen capaces de conseguir algo tan complicado pero esta vez y por primera vez desde hace tiempo Hollywood ha conseguido sorprenderme. No fue lo único que me sorprendió esta vez. Mi mente asocia a Ryan Gosling con El diario de Noa (demasiado cursi para mí, sorry not sorry) de forma involuntaria y me cuesta mucho sacarle de esas cuatro paredes aunque es evidentegallery-1468611149-ryan-gosling-emma-stone que me resulta agradable verle en la gran pantalla (y si es con traje más todavía), pues bien, he de decir que en esta película Ryan Gosling me ha sorprendido mucho, me quedo totalmente con su actuación porque de verdad me la he creído, no le he visto sobreactuado y me ha dejado una impresión positiva a lo largo de toda la película, a lo mejor es hora de darle otra oportunidad. Emma Stone me gusta desde que la vi en Criadas y Señoras y en esta ocasión tampoco me ha decepcionado, no sé qué deciros, me gusta verla en pantalla, me resulta agradable y más si es interpretando a un papel tan intenso e interesante como el de Mia. Los personajes que se enfrentan a disyuntivas y a retos me atraen mucho y Emma ha estado a la altura de mis expectativas, al igual que la química entre los actores.

68081d0264b-0211-f7fb-5a3ed6b5d61a169a

Ahora podría detenerme durante horas a hablar de la maravillosa fotografía y la banda sonora (que juntas crearon una atmósfera que me mantuvo sin casi pestañear durante dos horas) pero quiero que las imágenes hablen por sí mismas y la única forma de que entendáis por qué todo el mundo (incluida yo, que ahora mismo estoy escuchando esa banda sonora en bucle) no para de hablar de ella es que veáis la película y os empapéis de este fenómeno. Lo único que me gustaría decir es que aunque cada canción me transmitió un sentimiento diferente The fools who dream consiguió sacarme más de una lágrima y es que toda la emoción que hay en este post no quita de que la película también tiene momentos amargos que te hacen pensar (y si eres como yo, seguramente eso irá de la mano con LLORAR), replantearte cosas y preguntarte a ti mismo a qué estás dispuesto por amor.

No se si a estas alturas os queda algún tipo de duda de que para mí ha sido una experiencia fantástica pero si fuese así el mejor consejo que puedo daros es que la veáis y luego me contéis vuestra experiencia.

“Here‘s to the ones who dream, foolish as they may seem.”

 

Anuncios

3 thoughts on “La La Land o cómo Hollywood me ha hecho recuperar la fe.”

  1. Paso por aquí para decirte que ayer por fin pude ver La La Land. Creo que la parte que más me gustó es cuando, él, toca en el piano al verla después de 5 años (mi pieza musical favorita de la pelo) se me rompió el corachon. Que el final no haya sido meloso y cliché se agradece pero… 😩😩😭😭😭

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s