Reseñas, Series y películas

El azul es un color cálido y La vida de Adèle.

¡Hola!

La vida de Adele fue ganadora de la Palma de oro en el Festival de Cannes en 2013, aclamada por el público, ganadora del César a Mejor actriz revelación, nominada a un Globo de Oro y aclamada por el público y por la crítica, y además está inspirada en la novela gráfica de Julie Maroh “El azul es un color cálido”.

41mf4effa-l-_sx332_bo1204203200_

Adèle (Clementine en la novela de Julie) es una chica de 15 años confusa, esto por sí mismo no debería llamarnos la atención porque cuando tienes esa edad tu estado natural es la confusión, la cuestión es que Adèle se siente confundida respecto a su orientación sexual y eso todavía complica más las cosas. Adèle conoce a Emma en un bar aunque un flechazo previo ya las había unido y descubre que quizá su vida no tiene por qué seguir la senda del de sus amigas, que quizá tiene otras preferencias, que quizá son otras cosas las que le hacen feliz, que el amor puede manifestarse en más formas de las que ella se imaginaba y que hasta las cosas más naturales pueden tener consecuencias.

4ed

Lo primero que llegó a mí fue la película de la vida de Adéle, con Adèle Exarchopoulos en el papel de Adéle y Léa Seydoux interpretando a Emma, menudo copia y pega he tenido que hacer con estos nombres, por favor y si cuando empecé a verla no sabía ni su argumento, mucho menos sabía que estaba inspirada en una novela gráfica de éxito, de haberlo sabido me habría decantado primero por la novela gráfica pero la cuestión es que a pesar de las tres horas de duración del film (muy francés) en ningún momento me aburrí, en ningún momento se me hizo pesada y durante todos y cada uno de los minutos disfruté de lo que estaba viendo. Las escenas de sexo más realistas, las discusiones más dramáticas, la sensación de dependencia, el temor a lo desconocido, a ser juzgado, a perder más de lo que puedes ganar inundan la película y dejan al espectador con la sensación de que todos hemos estado alguna vez en alguno de los dos bandos y es que quién no se ha  sentido confuso y desamparado con 15 años como Adèle y quién no ha creído saber más que nadie cuando pasa de los 20 como ocurre con Emma (pero nunca más que mamá).

El punto de partida de la película y el de la novela gráfica es totalmente distinto y ese es solo el primer cambio radical que encontramos entre ellas.

la-vida-de-adele-3

En El azul es un color cálido conocemos el rechazo de los padres de Clementine (Adèle en la película) por la homosexualidad y sus manifestaciones y de hecho son protagonistas de una de las escenas más duras y clave de la obra gráfica, mientras que en la película la opinión de los padres de Adéle no se expresa, desconocemos su reacción a la homosexualidad de su hija (si es que hay alguna) ya que durante la película se suceden varios saltos temporales en los que transcurren varios años, de modo que Adéle pasa de estar en el instituto a tener más de 25 años sin que sepamos nada de lo que ocurre durante ese tiempo más allá de que continúa su relación con Emma.

Lo que sí es un punto en común (de los pocos que hay) entre la novela y la película es la reacción de las amigas de Adéle cuando conocen su homosexualidad, una reacción que la protagonista imaginaba y que hizo que mantuviese en secreto su amistad con Emma hasta que se hizo pública y lo único que recibió fue el rechazo de su grupo, el constante en su vida es Valentine, su amigo también homosexual que juega un papel clave (más en la novela que en la película) en la fase de adaptación por la que pasa Adéle mientras trata de entender sus sentimientos por Emma y suportar el rechazo de sus amigas.

En cuanto a esto noto una gran diferencia entre la novela y la película, ya que en la novela gráfica Clementine pasa por un periodo más largo, le cuesta más tiempo asimilar su recién descubierta condición sexual mientras que en la película (en sus nada más y nada menos que tres horas de duración) no vemos que Adéle se enfrente consigo misma de la forma en la que lo hace en El azul es un color cálido, un punto en contra de la película que en mi opinión resta realismo.

tumblr_mxwdllekrw1qhhxd4o2_500

La diferencia más significativa entre la novela gráfica y la película en el personaje de Emma. La Emma de la novela gráfica se pone nerviosa, duda y en ocasiones llega a ser muy cobarde (es difícil hablar de esto sin revelar nada de la novela, así que simplemente diré que aquí las cosas claras y el chocolate espeso) mientras que la Emma de la película es decidida, sabe lo que quiere y lucha por ello y es el principal apoyo de Adéle a la hora de aceptarse a sí misma y hacerle entender que no siempre el camino de los demás es el que debe hacerte feliz a ti, sencillamente veo a la Emma cinematográfica más decidida y adulta que la Emma ilustrada.

Aún así he disfrutado tanto con la película como con la novela gráfica viéndolas como elementos complementarios y no sustitutivos uno del otro y aunque es una película que no está hecha para todo el mundo (la duración, el drama, la temática pueden no llamar a todo el mundo) si te gusta el cine francés y un buen drama (porque en esta película hay una de las escenas dramáticas más realistas que he visto) no puedo dejar de recomendarte estas dos joyas para cuando tengas una tarde libre.

NOTA: 9 de 10 (como elementos complementarios)

¿Habéis visto La vida de Adèle o leído El azul es un color cálido? Si es así o tenéis pensado hacerlo contadme vuestra opinión en los comentarios.

¡Nos vemos en el siguiente post!

L.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s